Inicio » Los elefantes no suelen padecer cáncer por este motivo
12.09.2018

Los elefantes no suelen padecer cáncer por este motivo

Los elefantes no suelen padecer cáncer por este motivo. Muchos expertos han intentado descubrir por qué los elefantes casi no contraen cáncer. Una investigación explica que esta capacidad implica resucitar un gen de los muertos y asignarle la tarea de matar células.

Los investigadores de la Universidad de Chicago han realizado un experimento para revelar el mecanismo detrás de esta extraña habilidad de los paquidermos para conocer mejor la paradoja de Peto. Descubrieron que cuantas más células tenga un animal, más posibilidades habrá para desarrollar un tumor.

Los elefantes no suelen padecer cáncer por este motivo, un gen llamado TP53

Por ejemplo las razas grandes de perro parecen tener una mayor predisposición al cáncer que las más pequeñas. Pero si comparamos los animales de diferentes especies, este concepto se derrumba porque no existe una correlación entre el volumen del cuerpo de un animal o su vida útil relativa y la posibilidad de que aparezca cáncer entre todas esas células.

Los elefantes son un ejemplo que demuestra que más células no significa más probabilidad de padecer cáncer. Un estudio en 2015 afirmó que su tasa de mortalidad por tumores se situaba entorno al 5%, en comparación cafirmóon el 11 al 25% que ocurre en humanos. Además, este estudio dio una gran pista de la potencia de los elefantes contra el cáncer: un gen llamado TP53.

Este gen produce un producto que detecta daños en el ADN y le dice a la célula que lo arregle o que muera. La mayoría de los mamíferos tienen dos copias del genoma. Los elefantes tienen veinte, lo que sugiere que están bien preparados para detectar la amenaza del cáncer temprano y actuar en consecuencia en cualquier momento.

El genetista Vincent Lynch y su equipo tomó una aproximación conveniente de la genética de estos animales al tomar muestras de tejido tanto de elefantes como de parientes diminutos como el manatí y el  hiracoideos, atacándolos con carcinógenos que dañaban al ADN de la célula.

El experto explicó: ”Las células de los elefantes simplemente morían, eran completamente intolerantes al daño del ADN; como morían tan temprano, no hubo riesgo de que se volviera canceroso”.

Los elefantes no suelen padecer cáncer

Los elefantes no suelen padecer cáncer

Palabras relacionadas: ,

No hay comentarios

Deja tu comentario

He leído y acepto la política de privacidad de sabias.es
Consiento que se publique mi comentario con los datos que he facilitado (a excepción del email)

¿Qué hacemos con tus datos?
En sabias.es te solicitamos tu nombre y email (el email no lo publicamos) para identificarte entre el resto de personas que comentan en el blog.